Ellos, racionalistas, yo pragmático

Suelen llamarme raro, amargado, pesimista y, por supuesto, soplagaitas. Mi familia lo hace con cariñoso afecto corrector de los defectos. Mis amigos y compañeros … lo hacen a secas.

Les entiendo a todos ellos, pero no les comprendo ni quiero comprenderles. Yo miro la vida desde la tierra, pisando el suelo y pesadamente atraído por la gravedad terrestre, ellos tienen los pies levantados cuando la miran. Es cierto que muchas veces la pisan, pero para tomar impulso y dar grandes saltos que les alejen del duro pedregal.

En términos filosóficos ellos son racionalistas (1), yo pragmático (2).

Ellos, por ejemplo, creen en la Justicia, la Solidaridad, la Verdad; yo no creo en ello. ¿Deberían existir e incluso en algún momento podrían ser necesarias?, quizá.
Sin embargo mis huesos me dicen que sólo son términos grandilocuentes y utópicos. Lo que ayer fue verdad, solidaridad y justicia hoy no lo son. Como mañana tampoco lo serán nuestra justicia, solidaridad y verdad de hoy.

Conceptos abstractos que sirven de herramientas para convivir y que todos piensan que son y debieran ser hechos tangibles.

Pues vale. Yo seguiré con mis rarezas, mi soplagaitez y mi pesimismo. Así no se me caerán los palos del sombrajo del optimismo cuando llegue la tormenta perfecta (una vez más).

carpeta2 (91)

(1) – Es el sistema de pensamiento que acentúa el papel de la razón en la adquisición del conocimiento, en contraste con el empirismo, que resalta el papel de la experiencia sobre todo el sentido de la percepción.

El racionalismo sostiene que la fuente de conocimiento es la razón y rechaza la idea de los sentidos, ya que nos pueden engañar; defiende las ciencias exactas, en concreto las matemáticas y dice que posee contenidos innatos, es decir, ya nacemos con conocimientos, solo tenemos que “acordarnos” de ellos. Usa el método deductivo como principal herramienta para llegar al verdadero conocimiento.

 

(2) – Se caracteriza por la insistencia en las consecuencias como manera de caracterizar la verdad o significado de las cosas. El pragmatismo se opone a la visión de que los conceptos humanos y el intelecto representan el significado real de las cosas, y por lo tanto se contrapone a las escuelas filosóficas del formalismo y el racionalismo. También el pragmatismo sostiene que sólo en el debate entre organismos dotados de inteligencia y con el ambiente que los rodea es donde las teorías y datos adquieren su significado. Rechaza la existencia de verdades absolutas, las ideas son provisionales y están sujetas al cambio, a la luz de la investigación futura.

Para los pragmatistas, la verdad y la bondad deben ser medidas de acuerdo con el éxito que tengan en la práctica. En otras palabras, el pragmatismo se basa en la utilidad, siendo la utilidad la base de todo significado.

 Post details 

 Leave a comment 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*


 © 2017 - The man From inopia